Diferencia entre SPA y Balneario

Tanto en un SPA como en un Balneario se realiza hidroterapia o tratamientos a través del agua, en el balneario aprovechando las propiedades mecánicas, térmicas y especialmente mineromedicinales del agua, con indicación y supervisión médica, y en entornos naturales, y en el SPA se aplican las propiedades mecánicas y térmicas en circuitos autónomos en beneficio del bienestar de la persona generalmente en ciudades.

Instalaciones

Un Balneario es un centro sanitario, con personal sanitario y con instalaciones adecuadas para aplicar las terapias indicadas por el médico. Terapias que pueden ser para paliar patologías respiratorias, dermatológicas, reumáticas, altialgias y otros tratamientos como programas adelgazamiento o programas para dejar de fumar. También pueden realizarse tratamientos orientados al relax y mejora de la calidad de vida. Están emplazados cercanos a los manantiales.

En un SPA, principalmente, su objetivo es el bienestar y el relax, disminuyendo el ritmo que impone a las personas el día a día de estos tiempos.

Aguas

En un Balneario el agua usada tiene propiedades mineromedicinales declaradas de utilidad pública que emergen de los manantiales cercanos. Las terapias aplicadas aprovechan las propiedades mecánicas, térmicas y mineromedicinales pudiendo ofrecer tratamientos diversos y completos.

En un SPA las aguas provienen directamente del grifo, son aguas sin propiedades mineromedicinales, aunque se les puedan añadir aditivos, por lo que solo aprovechan las propiedades mecánicas y térmicas. Pueden estar emplazados en cualquier lugar con una toma al suministro general de agua de la localidad, como por ejemplo en las ciudades.